Por qué casarse en Mallorca

1 septiembre, 2015 Sin categoría

Mallorca es el lugar ideal para vivir, de eso no tenemos ninguna duda, y, cómo no, también es el escenario ideal para casarse. Muchas parejas de la Península y de Europa eligen Mallorca para celebrar su boda y tener un recuerdo imborrable de un día tan único y especial.

Pero, ¿por qué casarse en Mallorca? El color, los paisajes, la luz, el entorno, el clima…
Uff ¡la lista es completamente interminable!

Llevamos ya muchas bodas a nuestras espaldas y seguimos sin verle un problema a Sa Roqueta. Sea cual sea el tipo de boda con el que has soñado, en Mallorca vas a poder tenerla, ya sea verano o invierno, aquí vas a tener lo que siempre quisiste.
Mallorca es ideal tanto para bodas íntimas con pocos invitados y como para bodas con dignas de la revista Hola. Contamos con numerosas iglesias en toda la isla para ceremonias religiosas, desde La Catedral a pequeñas ermitas en algunos pueblos.

Si deseas celebrar una ceremonia civil en Mallorca, puedes hacerlo desde el típico ayuntamiento o juzgado, hasta en monumentos tan emblemáticos de Palma de Mallorca como el Castillo de Bellver. Si te apetece una boda con un entorno más natural, tienes innumerables calas y playas, o puedes acudir a algún beach club o alguna finca con unas vistas al mar o a la serra de Tramuntana de impresión. Y eso para las fotos… ¡mola! Y te lo decimos con conocimiento de causa.
Otra opción, cada vez más valorada, tanto por los residentes como por aquellos que vienen de fuera, es celebrar su enlace en un hotel. Hay hoteles con salas y jardines que son una auténtica maravilla y con un servicio de auténtico lujo. Además, se simplifica algo más el tema de la organización.
Si lo de planificar una boda te pone de los nervios, don’t worry! Hay un montón de empresas y profesionales capaces de meterse en tu cabecita y hacer de tu sueño una realidad al mínimo detalle.

Y después de elegir el lugar de la ceremonia y la celebración… ¿Habrá que comer, no? Pues estás de suerte, porque otro de los encantos de Mallorca es su gastronomía. Un menú de cocina mediterránea fresca y deliciosa y sin olvidarnos de acompañarlo con un buen vino mallorquín. ¡Un lujazo y a ponerse como el Kiko!

Y supongo que después de toooooooodas estas razones, no te quedará ni la más mínima duda de dónde vas a celebrar tu boda, ¿no? MA-LLOR-CA