Good Vibes , lots of love and a little bit of reggae.

Ashleigh y Carol se conocieron en Leicester, Reino Unido, en un restaurante español donde él trabajaba. Fue a los 10 años de noviazgo que él le pidió matrimonio sobrevolando Río de Janeiro un día antes al comienzo de los carnavales.
Decidieron casarse en Mallorca y celebrar una boda al más puro estilo chill out, ya que querían algo sencillo y relajado que escapase de formalidades. Era el estilo que mejor les definía.

El novio vestía un traje en color gris que llevó sin chaqueta y con las mangas de la camisa remangada para darle un toque informal al look en sintonía con el resto de la boda.
La novia se decidió por un modelo de Laure de Sagazán, espalda totalmente descubierta, con encaje, un vestido bohemio perfecto para la boda que habían planeado.

Fue un día mágico en el que los novios disfrutaron como toda pareja debería hacer el día de su Boda. Un día de amor al ritmo de reggae (Malaka Youth)

  • Categories

    Boda

Share This